La autopista ferroviaria Valencia-Madrid comienza a operar en junio para sacar 10.000 camiones de la carretera